HomeEducaciónLos fundamentos del análisis fundamental

Los fundamentos del análisis fundamental

El análisis fundamental se esfuerza por determinar el valor intrínseco de un activo a través del análisis de la salud y los estados financieros de una empresa, pero también de factores más amplios como el estado de la economía y la industria en la que opera la empresa. Los inversores emplean regularmente el análisis fundamental cuando intentan identificar una inversión atractiva. oportunidades.

¿Qué es el análisis fundamental?

Preferido por algunos inversores y analistas, el análisis fundamental intenta evaluar el potencial de una empresa en función de sus datos financieros y no financieros. Es una de las métricas clave que los inversores analizan para profundizar en las perspectivas de crecimiento de la empresa. Como tal, es uno de los métodos más comunes utilizados para encontrar buenas oportunidades de inversión.

El análisis fundamental es un proceso largo y completo. Los inversores suelen comenzar a realizar este análisis examinando los factores macroeconómicos, incluidos los datos económicos generales y las tendencias actuales en una industria en particular, pero también aspectos más detallados, como los esfuerzos estratégicos de las empresas, las políticas comerciales, la gestión y más.

Cuando se trata de acciones, los inversores que confían en el análisis fundamental comúnmente revisan datos como los ingresos, las ganancias, el retorno sobre el capital (ROE) de una empresa, los márgenes de ganancias y otras métricas importantes que ayudan a determinar el valor intrínseco de una empresa, a veces también denominado 'valor real'. Tenga en cuenta que todos estos datos se pueden encontrar en los estados financieros de una empresa.

El análisis fundamental también se ve a menudo como lo opuesto al análisis técnico, que en cambio se basa en los datos de volumen y precio de la seguridad para identificar inversiones atractivas y posibles puntos de entrada y salida.

¿Cómo ayuda el análisis fundamental a los inversores?

El objetivo principal del análisis fundamental es determinar el valor intrínseco de un valor. Si un inversor entiende que el valor intrínseco de un valor está por encima de su precio de mercado actual, significa que el valor en cuestión está infravalorado y suele ser una buena oportunidad de inversión. En ese caso, el inversionista compraría el valor y lo mantendría hasta que alcance su valor intrínseco y luego lo vendería para obtener ganancias.

Por otro lado, si un inversionista entiende que el valor intrínseco del valor es inferior a su precio de mercado actual, significaría que el valor está sobrevaluado y, en ese caso, el inversionista generalmente evitaría comprarlo.

Por lo tanto, el análisis fundamental es un método de uso común que ayuda a los inversores a mitigar los riesgos de inversión y a tomar decisiones basadas en datos. La mayoría de los analistas e inversores de Wall Street prefieren el análisis fundamental al análisis técnico, pero hay quienes han tenido éxito al implementar ambos.

Sin embargo, tenga en cuenta que el análisis fundamental es más útil para la inversión a largo plazo, en lugar del comercio diario u otras estrategias de inversión a corto plazo. La razón principal de esto es que, a veces, la seguridad puede tardar meses o incluso años en alcanzar su valor intrínseco, o no alcanzarlo en absoluto.

Es por eso que los inversionistas que se basan en los fundamentos de las empresas para hacer un plan de inversión mantienen esa inversión por un par de meses o años, esperando que la empresa alcance el crecimiento esperado en el futuro.

Tipos de análisis fundamental

Existen numerosos factores fundamentales que los analistas e inversores observan al realizar su análisis, desde la salud general de una economía hasta las ganancias corporativas. Estos factores se agrupan en dos grandes categorías conocidas como análisis fundamental cuantitativo y cualitativo.

Como su nombre indica, los fundamentos cuantitativos representan números y características medibles de una empresa. Por lo tanto, la fuente más importante de fundamentos cuantitativos son los estados financieros de una empresa que incluyen ganancias, ingresos y activos, entre otros.

Por otro lado, los fundamentos cualitativos no son tan concretos y se relacionan más con la naturaleza del negocio de una empresa. Estos podrían ser los miembros de la administración de la empresa, las patentes, la tecnología y similares.

El objetivo principal de los fundamentos cuantitativos es proporcionar a los inversores algo de valor que puedan comparar con el precio actual del valor, acercándolos un paso más a la determinación de su valor intrínseco.

Sin embargo, una desventaja clave del análisis cuantitativo es que no tiene en cuenta aspectos que no son tangibles, como el valor proporcionado por el liderazgo de la empresa o sus desafíos regulatorios. Aquí es donde entra el análisis cualitativo para evaluar el lado no numérico de la empresa.

Aunque son algo más difíciles de medir, los fundamentos cualitativos son igual de importantes. Debido a que no son tangibles, estos factores son en su mayoría subjetivos y representan diferentes vientos de cola y de frente que enfrenta la empresa. Sin embargo, es importante decir que algunos fundamentos cualitativos dejan un mayor impacto que otros, y medir su alcance suele ser una parte clave del análisis cualitativo.

Algunos de los ejemplos más específicos de factores cualitativos pueden ser los riesgos legales que podrían dañar la reputación de una empresa, la renovación de la gestión y su impacto potencial, la relación de una empresa con sus socios y proveedores, la satisfacción o descontento de los clientes con los servicios de una empresa, y similares.

Muchos creen que la forma más efectiva de realizar el análisis cualitativo es después de analizar los factores cuantitativos. Esto se debe a que el resultado final del análisis cualitativo puede brindar más perspectiva a la parte cuantitativa, lo que permite a los inversores tomar mejores decisiones respaldadas por datos.

Pros y contras del análisis fundamental

Ventajas

Una de las ventajas clave del análisis fundamental es su enfoque más amplio para evaluar una empresa. Como ya hemos mencionado anteriormente, el análisis fundamental cubre todo, desde factores más amplios, como la salud general de una economía y el mercado, hasta factores más específicos, como los estados financieros de una empresa. Gracias a esto, el análisis fundamental ignora los sesgos personales, proporcionando a los inversores una evaluación imparcial y razonable.

Además, el hecho de que cubra diferentes áreas y factores también hace que el análisis fundamental sea especialmente útil para los inversores a largo plazo. Este enfoque permite a los inversores identificar las fortalezas subyacentes de una empresa que podrían mostrar su verdadero potencial a largo plazo y, en última instancia, alcanzar su valor intrínseco.

Contras

Como habrás adivinado, el análisis fundamental puede consumir mucho tiempo, especialmente en comparación con el análisis técnico. La razón principal de esto es que analizar los fundamentos significa cubrir docenas de factores macro y micro que son importantes para el desempeño de una empresa.

Por lo tanto, si un inversor necesita decidir rápidamente su próximo movimiento, el análisis fundamental podría no ser la mejor opción, ya que llevaría cierto tiempo cubrir todos los factores, lo que en última instancia podría conducir a decisiones tardías y oportunidades perdidas.

Realizar un análisis fundamental es más fácil decirlo que hacerlo, dado que uno necesita evaluar tantos factores y áreas diferentes al mismo tiempo. Además, una parte del análisis fundamental es subjetiva, lo que también podría convertirse en una desventaja, ya que se pueden combinar la experiencia personal y los sesgos para evaluar los numerosos factores cualitativos.

Conclusión

El análisis fundamental es uno de los métodos más utilizados para evaluar la salud financiera de una empresa, su industria y la economía en general. Su objetivo principal es determinar el valor intrínseco de una empresa, también conocido como el "valor real". Si bien a menudo se prefiere al análisis técnico, no significa que el análisis fundamental siempre tendrá éxito porque los precios de mercado dependen de una serie de factores diferentes.

Por esa razón, los inversores y analistas suelen combinar análisis fundamentales, técnicos y cuantitativos para evaluar el potencial de una empresa y sus perspectivas de crecimiento.

Autor: Mircea Vasiu Actualizado: July 25, 2022